Monthly Archives: agosto 2015

QUE EMPIECE LA NOCHE

Hello,

BABY

Tu edad

¿Quieres tu paraíso colonial de INOCENCIA?
La abeja reina PIDE ESTE objeto de deseo:

EL JOVEN MÁS PREPARADO DE LA CIUDAD

JA narciso narciso

NADIE ES PERFECTO

tu casa será verde A DIARIO

Irresistible Piel

Tonight We Tanqueray

sólo

4974497915_191349e097_b

Quedan dudas Aquí                                                                  huele a PURO miedo

lucha perdida
busca perdida
nada contra tardes perdida

encuentro con ellos el cepillo
anoche en el PISO

está por la 31
Así fue

SINATRA 13

a cabezas submarinas la semana

PIDO LA CONTRASEÑA.

JUNGLA AFRICANA

¡Todos somos metrópoli ARDIENDO para envejecer!

BENDITA SANGRE FRÍA

EL SECRETO ESTÁ EN LA MEZCLA

nosotros…
A RITMO DE METAL

Entre capricho y aromas

un soplo de aire fresco

CHAMPAGNE!
TAM TAM espumoso

el camino es un “COLLAGE”

7. Un poema precioso de…

Juan Boscán, de su Cancionero.

soldier sleeping

Soneto LXI

Dulce soñar y dulce congojarme,
cuando estaba soñando que soñaba;
dulce gozar con lo que me engañaba,
si un poco más durara el engañarme;

dulce no estar en mí, que figurarme
podía cuanto bien yo deseaba;
dulce placer, aunque me importunaba
que alguna vez llegaba a despertarme:

¡oh sueño, cuánto más leve y sabroso
me fueras si vinieras tan pesado
que asentaras en mí con más reposo!

Durmiendo, en fin, fui bienaventurado,
y es justo en la mentira ser dichoso
quien siempre en la verdad fue desdichado.

XXXVI

¿Soy yo? ¿Soy tanto, como para ser
toda una persona entera, yo sola?
¡Qué espanto! ¿Quién fue el que pudo creer
que podría cargar conmigo misma?

Y estos ojos, estas manos y boca,
¿son míos? ¿Me pertenecen a mí?
¡Qué locura! ¿Quién me pudo querer
así que me dio alma para entender?

Tú me has creado como ser humano,
Me asusta esta responsabilidad
y me olvido; ¡cuánto me queda Padre
para oírte decir: “¡Te has entregado!”